Un Athletic muy superior amarga el estreno del Mirandés en Anduva

Un Athletic muy superior amarga el estreno del Mirandés en Anduva

Los ‘leones’ se impusieron a los rojillos con un doblete de Villalibre (0-3)

El joven Padilla estuvo muy seguro bajo palos en sus intervenciones

El Athletic de Bilbao demostró su superioridad y consiguió una contundente victoria ante el Mirandés (0-3) en el partido de presentación de los jabatos que poco pudieron hacer ante un equipo de Primera División.

El gol inicial de Nolaskoain y los dos tantos de Villalibre, que ya lleva cuatro en pretemporada, dieron una clara victoria al Athletic ante los de Joseba Etxeberria en un encuentro que ha dejado detalles interesantes.

El encuentro comenzó sin un dominador claro, con mucho juego por el centro del campo, pero poco a poco los de Ernesto Valverde se fueron animando en ataque ante un Mirandés que estuvo muy atrás esperando las contras.

Varios córner, que sirvieron para que los de Valverde probasen de varias maneras llegar a la meta de Ramón Juan, pudieron dar el primer gol de la tarde a los bilbaínos.

Guruzeta estuvo a punto de marcar de cabeza en un centro lateral desde la izquierda, pero Ramón Juan evitó el tanto, pero los de Valverde hicieron un juego valiente que llevaba la iniciativa y hacía peligro pero no ocasiones claras de gol.

Morcillo pudo adelantar al Bilbao, pero Ramón consiguió desviar el balón a ras de suelo justo antes de que los de Joseba Etxeberría tuvieras una de las pocas llegadas de la primera parte.

Poco a poco bajó el ritmo y la intensidad de ambos equipos, los locales con un equipo que aún se están conociendo y los visitantes que arrastraban cansancio del amistoso de ayer frente al Newcastle, aunque las ocasiones continuaban del lado del Athletic.

Una dejada de Villalibre a Guruzeta que terminó en córner fue el germen del gol del Athletic, pues Peru Nolaskoain consiguió rematar de cabeza sin mucha oposición el córner botado por Morcillo, un tanto muy merecido pues los de Valverde estaban llegando con mucha insistencia.

Tras el paso por los vestuarios, los de Etxeberria salieron con una marcha más, presionando más, intentando ser más rápidos, pero no consiguieron meter en problemas al Athletic.

Roberto López pudo empatar el partido, pero Padilla estuvo muy atento de frenar la primera de las ocasiones claras de los jabatos y después vino otra de Salifo.

Aru Ares en el área vio la llegada de Capa que puso en bandeja a Villalibre el segundo gol, en una jugada en la que Ramón Juan no pudo hacer nada, todo lo contrario a la siguiente jugada en la que estuvieron a punto de marcar el tercero, pero ahí si que pudo lucirse el guardameta rojillo.

El Mirandés se adueñó de la pelota en los últimos compases, jugando en zonas ofensivas, aunque sin generar peligro por el momento.

Pero la calidad del Athletic era muy superior al Mirandés y en otra buena conexión de Guruzeta con Villalibre, en la que pegó al balón según le venía con la zurda, terminó siendo el tercero y definitivo tanto.

NOTICIAS RELACIONADAS

Los de Etxeberría no querían irse del partido sin su gol, pero Padilla estuvo muy seguro en las pocas intervenciones que tuvo.