Un antiguo deslizamiento de tierra en el Mar Rojo podría desencadenar un futuro tsunami

Un antiguo deslizamiento de tierra en el Mar Rojo podría desencadenar un futuro tsunami

Un deslizamiento de tierra submarino, que probablemente provocó olas de 10 metros de altura que azotaron la costa egipcia hace aproximadamente 500 años, podría servir para predecir un futuro tsunami en Medio Oriente. Si ese sector de tierra se moviliza nuevamente, los modelos sugieren que podría desencadenar un segundo tsunami dos veces más grande que el anterior.

Un nuevo estudio realizado por investigadores de la Universidad de Miami, en Estados Unidos, comprobó que un desplazamiento de tierra submarino que generó un violento tsunami hace 500 años en el Mar Rojo pone en riesgo a las costas de Egipto y Arabia Saudita de sufrir un nuevo tsunami, notablemente más poderoso que el primero. Un abismo en el Golfo de Aqaba habría causado el tsunami inicial: la repetición de un deslizamiento en esa zona podría significar una catástrofe, en áreas cuya densidad poblacional sigue en constante aumento.

Según una nota de prensa, los científicos liderados por el profesor Sam Purkis se encontraban a bordo del buque de investigación OceanXplorer en esa región del Mar Rojo. Durante una maniobra de inmersión y ascenso, advirtieron la presencia de una sorprendente ruptura en el lecho marino. El descubrimiento fue inesperado, aunque para nada ilógico en una zona en la cual la separación de las placas tectónicas de África y Arabia hace 30 millones de años generó precisamente la formación del Mar Rojo.

Tsunamis en el Mar Rojo

Con posterioridad a este hallazgo, los especialistas profundizaron en sus conocimientos sobre el gigantesco abismo y obtuvieron muestras de rocas. El trabajo de investigación les permitió verificar que la enorme grita, de tres metros de ancho y ocho metros de alto, había sido creada por un deslizamiento de tierra que probablemente ocurrió hace 500 años. Además, verificaron que ese desplazamiento produjo un tsunami en la región, una conclusión a la que llegaron luego de analizar evidencias de sedimentos recolectados al norte del abismo.

En el nuevo estudio, publicado recientemente en la revista Geophysical Research Letters, afirman que el movimiento futuro del lecho marino podría desencadenar más tsunamis en toda la zona del Golfo de Aqaba. Por lo tanto, indicaron que los países del área, concretamente Egipto, Jordania, Arabia Saudita e Israel, necesitan crear sistemas de alerta temprana tanto para terremotos como para tsunamis. 

Según los científicos, tan solo un leve movimiento en el lugar equivocado podría provocar que toda la estructura geológica colapse, produciendo un tsunami mucho más grande. Si tenemos en cuenta que los datos indican que el primer tsunami generó olas de 10 metros y que un nuevo evento podría duplicar la fuerza del primero, es fácil imaginarse las graves consecuencias del suceso.

Costas en peligro

De acuerdo a un artículo publicado en Science Alert, se sabe que el Mar Rojo es una grieta marítima, lo que significa que se está separando gradualmente, a medida que las dos placas tectónicas que lo bordean se desplazan. De esta manera, aunque se conoce que la región es especialmente susceptible a los terremotos, el descubrimiento del deslizamiento de tierra submarino sugiere que existen otras fuerzas capaces de desencadenar tsunamis, que no habían sido consideradas con seriedad hasta el momento.

Los expertos sostienen que las fallas en la pendiente a lo largo de partes de la costa del Mar Rojo podrían ser especialmente peligrosas en estrechos, donde una ola puede tocar tierra con rapidez. Por ejemplo, los científicos creen que en el Estrecho de Tiran, un angosto pasillo marítimo existente entre la península del Sinaí, en Egipto, y el cabo o península de Shayk Humayd, en Arabia Saudí, un tsunami con olas de 20 metros de altura podría amenazar gravemente la costa en rápida urbanización de ambos países, desencadenando una potencial catástrofe.

Referencia

NOTICIAS RELACIONADAS

Tsunamigenic Potential of an Incipient Submarine Landslide in the Tiran Straits. Sam J. Purkis et al. Geophysical Research Letters (2022). DOI:https://doi.org/10.1029/2021GL097493

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.