La lucha de unas madres por abrir un colegio rural en Zamora

La lucha de unas madres por abrir un colegio rural en Zamora

Emerge un brote verde en el sombrío horizonte que tantas veces se dibuja en la Zamora rural.

Cinco años después de su cierre por falta de niños, el colegio de Pereruela de Sayago abrirá sus puertas en septiembre de 2022. Zahira, Noa, Isaac, Nahira, Lavinia y Pelayo obrarán la proeza de recuperar la escuela y devolver la vida a una de sus aulas. Madres y Ayuntamiento han sumado fuerzas y el final es feliz.

La batalla emprendida por un grupo de madres, y secundada por el Ayuntamiento de Pereruela de Sayago, ha dado sus frutos y la Dirección Provincial de Educación confirma la reapertura del colegio público. Seis niños y niñas son los motores de esta formidable noticia en clave de futuro.

Desde hace años es incesante el goteo de pueblos que, privados de niños y con todo el dolor, cierran su servicio público más querido. Contados son los casos que revierten esta tendencia. En Zamora, el precedente más cercano se vivió en Arrabalde, donde se reabrió la escuela en el año 2020, cuatro años después de su triste cierre.

El valor de una madre

Ahora es Pereruela y sus seis escolares-milagro los que harán historia con el renacimiento del colegio. Este mismo miércoles recibía la feliz confirmación el alcalde de la localidad, Jesús Carnero, por boca del director provincial de Educación. También Alba Suárez, la madre que promovió la iniciativa y consiguió el apoyo de la mayoría de las madres y padres de niños en edad escolar que viven en el pueblo.

“Habiendo niños en edad escolar era una pena que tuviéramos que llevarlos a Zamora” cuenta Alba Suárez. Así ocurre en la actualidad con tres escolares, que cada día se desplazan a la capital, bien en el transporte habilitado por la Junta o bien con sus familias.

La decisión de la Consejería de Educación permitirá que el curso próximo vayan a la escuela en Pereruela. La previsión es que el aula comience con seis niños y niñas, tres que empiezan su etapa escolar con 3 años, otros dos de 4 años y una niña de 6. “Desde Educación nos han garantizado que nuestros hijos van a tener todas las dotaciones como si estuvieran en cualquier colegio de Zamora” asegura la madre.

Cuando Alba se planteó la batalla por la recuperación de la escuela en el pueblo sabía que no era fácil. “Me dijeron que con tres alumnos se mantenían abiertos los centros y aquí cumplíamos la condiciones”. El siguiente paso fue contactar con las madres y padres del resto de niños que mayoritariamente estaban a favor de la escolarización rural.

Todos ellos han firmado un escrito donde se comprometen a mantener la escolarización de sus hijos en el futuro colegio de Pereruela. Y el alcalde, y la corporación municipal en su conjunto apoyan sin fisuras la reapertura del aula. Habrá que realizar obras de adaptación en un espacio que estaba destinado a biblioteca y ahora el Ayuntamiento habilitará para que los escolares regresen.

Fibra óptica y otras obras

Se instalará fibra óptica, zona de baños, despacho para la directora, espacio para clases de apoyo, si es necesario, además del aula para las clases ordinarias. “Por parte del Ayuntamiento realizaremos las adaptaciones que nos indique Educación” confirma el alcalde, quien desde que se cerró el centro nunca perdió la esperanza de verlo abierto de nuevo.

Tras el cierre del colegio en este municipio sayagués, en septiembre de 2017, Educación tramitó la desafectación del edificio para transformarse en inmueble de uso vecinal. Es el destino de muchas escuelas rurales, antaño repletas de niños. Por fortuna Pereruela recupera un servicio público que en junio de 2017 echaba el cierre.

Una parte de las instalaciones del antiguo colegio de Educación Infantil y Primaria Santa Eufemia se destinaron a velatorio y en la otra estaba proyectada una biblioteca municipal, aunque en estos años ha tenido otros usos como el de colegio electoral en las últimas elecciones autonómicas. “La idea de la biblioteca la dejamos un poco en espera, confiando en que el colegio podría volver a abrirse” explica el alcalde de Pereruela, Jesús Carnero.

La historia escribe un final feliz, pues detrás de una escuela abierta hay dinamismo y expectativas. “Es tránsito para el pueblo y puede favorecer el asentamiento de población porque con el colegio abierto habrá familias que se queden” defiende Alba Suárez.

NOTICIAS RELACIONADAS

El municipio de Pereruela está formado, además de la cabecera, por los pueblos de Arcillo, La Cernecina, Malillos, Sobradillo, Sogo, San Román, La Tuda, Pueblica y Las Enillas. Los niños y niñas de todos esos pueblos, si los hubiere, vuelven a tener escuela.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.