Gobierno y PP no logran desatascar la renovación del CGPJ

Gobierno y PP no logran desatascar la renovación del CGPJ

Bolaños y Pons se reúnen sin éxito en el Congreso: los populares exigen que retiren la reforma exprés para poder nombrar a los jueces del Constitucional y el Ejecutivo se niega

El ministro de la Presidencia, Félix Bolaños, y el vicesecretario de Institucional del PP, Esteban González Pons, se reunieron esta tarde de lunes en el Congreso de los Diputados para abordar la renovación del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y el plan para regenerar la justicia que había presentado el partido conservador por la mañana. Según fuentes del PP, el encuentro terminó «sin acuerdo alguno». Los populares exigen al PSOE que retire su decisión de aprobar este jueves la reforma de la ley orgánica del poder judicial para devolver competencias al CGPJ y poder nombrar a los miembros del Constitucional que tienen el mandato caducado. Bolaños, como ya avanzó horas antes la ministra portavoz, Isabel Rodríguez, se niega a hacerlo. No lo ve un ofrecimiento sincero, sino «una última excusa» para no renovar. 

Para el PP, la aprobación de esta reforma «hace imposible llegar a acuerdos con el Gobierno en el ámbito de la justicia». «El bloqueo al que aboca esta decisión se debe a las preferencias de Pedro Sánchez, que prefiere un Tribunal Constitucional del gusto de ERC, que un pacto por la justicia alcanzado con el PP», señalaron fuentes de la dirección del PP. El CGPJ lleva ya más de tres años y medio sin renovarse entre acusaciones cruzadas de Gobierno y PP sobre quién es el responsable de semejante incumplimiento de la Constitución.

La reforma de la reforma

El Congreso aprobará el jueves por el procedimiento de urgencia ese cambio de la ley del poder judicial que supone, de hecho, una reforma de la reforma. Pedro Sánchez decidió el año pasado retirar al CGPJ su capacidad para hacer nombramientos mientras esté con el mandato caducado (con el objetivo de tratar de presionar al PP) y ahora se ha encontrado que, para asegurarse la renovación del tercio pendiente del Constitucional (dos le corresponden al CGPJ y dos al Gobierno), le tiene que devolver esa potestad. 

Los populares presentaron a mediodía su ‘Propuesta para reforzar la independencia judicial y la calidad democrática en España’. Según los conservadores, es el marco para un pacto de Estado entre los dos principales partidos. Según el Ejecutivo, otra artimaña más para dilatar la renovación. «[Alberto Núñez] Feijóo no tiene prisa para pactar porque está encantado, como Pablo Casado, con la mayoría del CGPJ, que es conservadora porque responde a la mayoría parlamentaria que había en la época de Mariano Rajoy», asegura un alto cargo del PSOE. El equipo de Casado admitía que es un asunto «que no pasa factura al PP». «Nadie en los bares se escandaliza porque no se haya renovado el CGPJ», decía Teodoro García Egea, su número dos. Ahora, Feijóo asegura que quiere renovarlo, pero plantea también condiciones.  

Pons bautizó este lunes el cambio normativo como «ley Bildu 2». «Pactan con Bildu anular la memoria de las víctimas [en referencia a la ley de memoria democrática] y con ERC que ERC pueda entrar en el Tribunal Constitucional», declaró Pons en una rueda de prensa tras el comité de dirección del partido. Efectivamente, el PSOE espera sacar adelante la votación del jueves con la mayoría de la investidura, ERC incluida. 

En el documento presentado por Pons, el PP plantea que no pueda ser nombrado fiscal general del Estado quien ha estado en la política los cinco años anteriores (y que pueda ser recusado por esa causa) y que la negociación de los vocales del CGPJ se lleve a cabo en el Congreso y el Senado, que es «lo que marca la ley».

Nuevo sistema en seis meses

Pons insistió en que las iniciativas que han incluido han sido habladas con las asociaciones de jueces y fiscales. Los conservadores también quieren que el presidente del CGPJ sea decidido por los vocales y no por PSOE y PP. Feijóo también propone que, en un plazo de seis meses, el nuevo Poder Judicial elegido ahora (con la ley vigente) proponga al Congreso un nuevo modelo de elección de vocales para el futuro, «pactado entre los jueces y las asociaciones judiciales».

NOTICIAS RELACIONADAS

Este es el tercer documento para pactar que Feijóo presenta a Sánchez en los tres meses y medio que lleva como líder del PP. Primero le presentó un plan fiscal (con rebaja de impuestos), que el Gobierno desacreditó por no considerarlo positivo para la economía española; después, le ofreció días antes de la cumbre de la OTAN un acuerdo en materia de defensa, que la Moncloa también orilló, y ahora este documento con medidas para regenerar la Justicia. El líder popular quiere demostrar que tiende la mano y que es el Gobierno el que no se la quiere coger.

About The Author