Esther López sufrió una rotura de cadera y tenía múltiples magulladuras

Esther López sufrió una rotura de cadera y tenía múltiples magulladuras

La joven de 35 años Esther López, quien fue vista por última vez el 12 de enero por su familia en Traspinedo (Valladolid), donde fue hallada en una cuneta el 5 de febrero, sufrió una rotura de cadera y múltiples magulladuras, según los resultados preliminares de la autopsia.

Fuentes próximas a la investigación han explicado a Efe que las magulladuras del cuerpo indican la posibilidad de que hubiera sido arrastrada por un vehículo, sin que se conozca en qué momento pudo producirse, y han detallado que se busca un todoterreno azul, mientras permanecen abiertas otras dos líneas de investigación.

Esther López desapareció en Traspinedo, su localidad de residencia, que se encuentra a unos veinticinco kilómetros de Valladolid capital y en la que residen unos mil habitantes.

Tras la denuncia por su ausencia, se llevaron a cabo cuatro batidas en el pueblo, el 5 de febrero un paseante halló su cuerpo sin vida en una cuneta de la misma localidad.

El 9 de febrero se ofició el funeral por Esther López, quien recibió sepultura en el cementerio de Traspinedo. 

Por su parte, la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, ha subrayado este martes en León que la investigación avanza y ha pedido tiempo para poder esclarecer con total certeza lo sucedido.

En una rueda de prensa, Gámez ha asegurado que la investigación sigue avanzando y se mantienen abiertas varias líneas, pero se ha amparado en el secreto de sumario para no dar más detalles.

«Tendremos que tener un poco de paciencia para que se llegue a alguna conclusión que pueda ser comunicada cuando el juzgado lo permita«, ha manifestado.

No obstante, ha subrayado que se «prospera» en los trabajos y ha dicho que lo que más debe tranquilizar a la familia es que la Guardia Civil «está poniendo todos sus medios para que esta investigación pueda arrojar cuanto antes un resultado certero sobre lo que ocurrió y quién o quiénes son los responsables».

NOTICIAS RELACIONADAS

Gámez ha precisado que tanto la Unidad Central Operativa (UCO) como la Unidad de Policía Judicial de la propia Comandancia están inmersos en la investigación y ha garantizado que se pondrán todos los medios necesarios para aclarar lo sucedido.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.