El Telescopio Espacial James Webb continúa enfriándose, pero no lo suficiente

El Telescopio Espacial James Webb continúa enfriándose, pero no lo suficiente

El telescopio espacial James Webb (JWST por sus siglas en inglés) de la NASA está a punto de completar el séptimo y último paso de su proceso de alineación según Digital Trends. Con su instrumento MIRI ya enfriado a su temperatura de funcionamiento, el telescopio se está acercando a su temperatura general final mientras sus espejos también se enfrían. Aunque esto puede sonar como algo negativo, el JWST realmente necesita estar a bajas temperaturas para funcionar

«Ahora que los instrumentos están a su temperatura de funcionamiento, los espejos del telescopio también seguirán enfriándose hasta alcanzar su temperatura final, pero aún no están allí», explica Jonathan Gardner, científico principal adjunto del proyecto detrás del lanzamiento del telescopio espacial James Webb «Los segmentos del espejo primario y el espejo secundario están hechos de berilio (recubierto de oro). A temperaturas criogénicas, el berilio tiene una larga constante de tiempo térmico, lo que significa que tarda mucho en enfriarse o calentarse. Los segmentos del espejo primario siguen enfriándose, muy lentamente».

Uno de los problemas que deben resolver los diseñadores de misiones espaciales es que la mayoría de los materiales cambian de forma al enfriarse.

NOTICIAS RELACIONADAS

Por eso el espejo está hecho de berilio, que tiene una propiedad llamada baja expansión térmica, lo que significa que cambia muy poco de forma cuando se calienta. Esto significa que, aunque los segmentos del espejo primario se enfríen, no afectan al proceso de alineación del telescopio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.